Descripción de la Entomofauna acuática asociada al Río Santa Clara en Veraguas, República de Panamá.

  1. Resumen
  2. Introducción
  3. Area de estudio
  4. Características de las estaciones
  5. Recolección y procesamiento de muestras.
  6. Resultados
  7. Descripción de las familias y géneros encontrados.
  8. Discusion
  9. Conclusion
  10. Bibliografia

 

RESUMEN

Este estudio se realizó con la finalidad de determinar la entomofauna acuática asociada al Río Santa Clara, en la Provincia de Veraguas. Se recolectaron los insectos entre los meses de Febrero a Agosto del 2000 cada dos semanas, en cada una de las cuatro estaciones. Se utilizarón diferentes métodos de captura de acuerdo al sustrato. Una red acuática tipo D-Net, para realizar los barridos en el fondo y en la vegetación marginal sumergida, pinzas entomológicas para desalojar los insectos de sus refugios en las rocas. También nos ayudamos con una red de mano, para capturar los insectos nadadores y los que se encontraban sobre la película de agua. La entomofauna asociada al Río Santa Clara consiste en 54 géneros agrupados en 27 familias que pertenecen a 6 órdenes. El Orden Hemiptera, es el más abundante en cuanto al número de géneros, registró 17 géneros distribuidos en 8 familias; seguido del Orden Odonata con 15 géneros agrupados en 7 familias; el Orden Coleoptera reportó 11 géneros distribuidos en 6 familias; el Orden Ephemeroptera con 8 géneros que pertenecen a 3 familias; el Orden Trichoptera presentó 2 familias y dos géneros; y el Orden Neuroptera con 1 familia y 1 género.

INTRODUCCIÓN

Dentro del reino animal, sin lugar a dudas, la Clase Insecta es el grupo más afortunado, debido a que, poseen hábitats variables y un gran número tiende a especializarse, no obstante muchos de los grupos de insectos tienen la particularidad de colonizar el medio acuático (Pennack, 1978). Los insectos acuáticos son muy abundantes en charcos, estanques, pantanos de agua dulce y hasta los formados por agua salobre, sin embargo; son pocos los insectos que se han adaptado a las aguas marinas (Gaviño et al., 1990).

En los cuerpos de agua la combinación de factores, como la velocidad de la corriente, tipo de sustrato, y temperatura, combinado con otros biológicos como la cantidad de nutrientes, y tipo de vegetación acuática, hace que en un solo cuerpo de agua se encuentre una gran cantidad increíble de microhábitats (Paulson, 1982). Los hábitats acuáticos contienen mucho menos oxígeno que los ambientes terrestres, aún sobre las óptimas condiciones. Sumado a esto, la distribución del oxígeno acuático es altamente variable y en algunos hábitats puede estar totalmente ausente (Eriksen et al., 1984).

Las condiciones ambientales afectan la solubilidad del gas en el agua; la cantidad de gas disuelto en agua es inversamente proporcional a la temperatura y salinidad, pero directamente proporcional a la presión. (Eriksen et al.,1984).

Los patrones observados de distribución y la abundancia de insectos acuáticos indican la exitosa adaptación a la amplia variedad de hábitats. Los factores que pueden influir en la utilización de un hábitat particular pueden ser agrupados en cuatro amplias categorías: fisiológicos internos (como la obtención de oxígeno, efectos de temperatura, osmorregulación), cadenas tróficas (obtención de alimentos), físicos internos (enfrentamiento con el hábitat) e interacciones bióticas (depredaciones, competencia) (Anderson y Wallace, 1984).

Virtualmente todas las etapas de la historia de vida y distribución de insectos acuáticos son influidos por la temperatura. Los insectos acuáticos se desarrollan en ámbitos de temperatura de 0 C hasta 50 C. Metabolismo, Crecimiento, emergencia y reproducción están directamente relacionados a la temperatura; sin embargo, la disponibilidad de alimentos, ambos calidad y cantidad pueden estar indirectamente relacionados (Anderson y Cummins, 1979).

La diferencia entre las aguas dulces y las agua marinas se debe a su distribución discontínua, menor volumen, áreas poco profundas y bien iluminadas; lo cual permite que haya mayor efectividad en el proceso de fotosíntesis; jugando ésta un papel en la producción de algas que son la fuente alimenticia de muchos insectos acuáticos (Nedham y Nedham, 1978).

La división tradicional de sistema de agua dulce en: lénticos y lóticos es utilizado para indicar las diferencias físicas y biológicas (Anderson y Wallace, 1984). Los ecosistemas lénticos están caracterizados por aguas estacionales y plácidas como lagos estanques, charcos y pantanos, y los ecosistemas lóticos: caracterizados por aguas fluidas en constante movimiento como los ríos con corrientes rápidas (MacCafferty, 1981)

.

La naturaleza de un ecosistema lótico cambia en gran medida desde la fuente o cabecera (donde se origina el río o arroyo) hasta la boca o desembocadura (donde se vierte en otro cuerpo de agua). Las fuentes de los ríos suelen ser arroyos someros de flujo rápido, muy oxigenados y fríos. En contraste, corriente debajo de su cabecera los ríos son más anchos y profundos, de flujo más lento, menos oxigenados y menos fríos (Villé et al.,1996). En los cursos superiores del río no existe acumulación de sedimento debido a la corriente y de menor intervenciones antropogénicas; sin embargo, en los cursos inferiores existe una alta acumulación de sedimento que provoca una alta degradación por la baja velocidad de la corriente (Hawkins et al., 1978).

En los ecosistemas acuáticos se encuentran entre los de mayor diversidad biológica en formas y estructuras, de aquí la importancia de éstos ecosistemas (Warren, 1971). Los tipos de organismos presente en los ecosistemas lóticos varían mucho de un río a otro, dependiendo principalmente de la fuerza de la corriente. En los ríos de corriente rápida, los habitantes suelen presenta adaptaciones como ventosas para fijarse a las rocas a fin de no ser barridos, o pueden tener el cuerpo aplanado para deslizarse bajo o entre las rocas. Los organismos de ríos grandes y de corriente lenta no necesitan tales adaptaciones, aunque típicamente tienen forma hidrodinámica (como la mayor parte de los organismos acuáticos) para reducir la resistencia durante el desplazamiento por el agua. Donde la corriente es muy lenta, las plantas y los animales de las cabeceras son sustituídos por los característicos de estanque y lagos (Villé et al., 1996)

.

Además del flujo, otra característica que diferencia los ecosistemas lóticos de otros ecosistemas de agua dulce es que los ríos y arroyos dependen de tierra para obtener gran parte de su energía. En cabeceras fluviales, por ejemplo, hasta el 99% de la entrada de energía proviene de detritus - materia orgánica muerta, como hojas- llevadas desde tierra al río por el viento o drenaje superficial después de la lluvia. Corriente abajo, los ríos tienen más organismos fotosintéticos, por lo tanto dependen ligeramente menos de los detritus como fuente de energía (Villé et al.,1996).

Son pocos los trabajos realizados sobre este tópico, a pesar de que los climas tropicales poseen mayor diversidad, distribución, abundancia anual y estacional de insectos acuáticos. Las pocas referencias existentes son acerca de investigaciones realizadas en lugares con climas templados con cuatro estaciones meteorológicas bien definidas, lo cual contrasta con las dos estaciones (seca y lluviosa) que se presentan en nuestro país (Wolda,1978).

En los ecosistemas dulceacuícolas, habita una innumerable cantidad de especies ya sea temporal o permanente. Trece órdenes de insectos presentan especies con estadios acuáticos o semiacuáticos. En cinco de esos órdenes (Ephemeroptera, Odonata, Plecoptera, Megaloptera y Trichoptera) todas sus especies tienen presentan sus estadios acuáticos. El resto de los ocho órdenes tienen especies representativas tanto terrestres como acuáticos o semiacuáticos (Ward, 1992).

Trabajos realizados en el Río La Villa, Provincia de Los Santos, se observaron 33 géneros de insectos distribuidos en 18 Familias y 6 Ordenes, de los cuales el mayor número de géneros pertenecen al Orden Odonata, seguido del Orden Hemiptera y los de menor número de géneros los presentaron los Ordenes Coleoptera, Diptera, Neuroptera y Ephemeroptera (Wittgreen y Villlanero, 1998). Investigaciones realizadas en la Provincia de Veraguas, Bonilla (1999), para el área de los Corrales, distrito de San Francisco, reportó un total de 47 géneros de insectos pertenecientes a 27 Familias y 8 Ordenes. El Orden Odonata presenta el mayor número de géneros y los Ordenes Hemiptera, Ephemeroptera, Coleoptera, Tricoptera Diptera, Neuroptera y Plecoptera con el menor número de géneros. Barrera y Delgado (1999) reportan, en la Quebrada El Salto, en Las Palmas, 59 géneros agrupados en 37 Familias y 9 Ordenes de insectos acuáticos. Los Ordenes Hemiptera y Coleoptera son los que presentan mayor número de géneros; mientras que los Ordenes Diptera, Trichoptera, Odonata, Ephemeroptera, Plecoptera, Neuroptera y Lepidoptera presentan menor número de géneros. En Ciruelito, distrito de Atalaya, Quirós y Villar (1999) registran un total de 61 géneros de insectos acuáticos distribuidos en 34 Familias y 8 Ordenes. Los Ordenes Hemiptera y Coleoptera son los que tienen mayor número de géneros y los Ordenes de menor número de géneros son Odonata, Ephemeroptera Diptera , Neuroptera, Trichoptera y Plecoptera.

 

PARTE EXPERIMENTAL

Área de estudio

El área de estudio se encuentra localizado en el Río Santa Clara, provincia de Veraguas, en la vertiente del Pacífico. El Río Santa Clara atraviesa las comunidades de Martincito, Santa Clara, La Valdez y Piedra del Sol, en las cuales se establecieron las estaciones de muestreo de 50 metros cada una.

A lo largo del trayecto del Río Santa Clara, cada una de las estaciones presentan diferentes características, entre las cuales tenemos: sustrato rocoso, arenoso, fangoso, mucha o poca vegetación en las orillas y abundante o no hojarascas.

Características de las estaciones

Estación 1: Se encuentra ubicada en la comunidad de Martincito, presenta sustrato arenoso con acumulación de hojarasca hacia las orillas, hay poca vegetación. Hacia uno de los extremos de la estación es una área rocosa.

Estación 2: Ubicada en la comunidad de Santa Clara, presenta un sector de corrientes rápidas y rocoso, el otro sector se caracteriza por sustrato arenoso-rocoso. La vegetación y la presencia de hojarasca es muy poca.

Estación 3: Está localizada en la comunidad de La Valdez, presenta abundante vegetación combina de áboles, arbusto y enredaderas en las orillas. Tiene una sección de corriente rápida con sustrato arenoso-rocoso y otra sección de corriente lenta con sustrato rocoso y mucha hojarasca.

Estación 4: Se encuentra localizada en la comunidad de Piedra del Sol y se caracteriza por presentar corriente lenta, abundante hojarasca, sustrato fangoso y la vegetación en la orillas es casi nula, solamente hay raíces de grandes árboles.

Recolección y Procesamiento de Muestras.

La recolección de insectos se realizó dos veces al mes en cada estación, durante los meses comprendidos entre Febrero y Agosto del año 2000, teniendo como resultado 12 giras para cada estación. Se utilizarón diferentes métodos de captura de acuerdo al sustrato. Una red acuática tipo D-Net, para realizar los barridos en el fondo y en la vegetación marginal sumergida, pinzas entomológicas para desalojar los insectos de sus refugios en las rocas. También nos ayudamos con una red de mano, para capturar los insectos nadadores y los que se encontraban sobre la película de agua. El tiempo designado, para la recolecta, en cada estación fue de una hora y se realizaba en la mañana.

Concluida la captura de insectos, los ejemplares se depositaron en recipientes de vidrio con alcohol al 70% y se le añadió tres o cuatro gotas de glicerina para mantener blandas y flexibles las estructuras (Roldán, 1988). Posteriormente, las muestras se trasladaron al Centro Regional Universitario de Veraguas donde se determinó la familia y género con la ayuda de las claves de Roldán, 1988; Novelo-Gutiérrez, 1997; Westfall Jr., 1984; Edmunds Jr. 1984; Wiggins, 1984; White et al., 1984; Polhemus, 1984; y Evans and Neuzing, 1984.

RESULTADOS

La entomofauna acuática capturada en el Río Santa Clara fue de 54 géneros agrupados en 27 familias que pertenecen a 6 órdenes. El Orden Hemiptera fue el que presentó el mayor número de géneros con un total de 17, agrupados en 8 familias, seguido del Orden Odonata con 15 géneros pertenecientes a 7 familias, el Orden Coleoptera que registró 11 géneros distribuidos en 6 familias, el Orden Ephemeroptera con 8 géneros agrupados en 3 familias, el Orden Trichoptera presentó 2 familias y 2 géneros y el Orden Neuroptera con 1 familia y 1 género (Cuadro 1 ).

Cuadro No.1

ENTOMOFAUNA ACUÁTICA ASOCIADA AL RÍO SANTA CLARA, PROVINCIA DE VERAGUAS

ORDEN

FAMILIAs

GENEROS

 

 

 

 

 

 

ODONATA

GOMPHIDAE

Agriogomphus

Phyllogomphoides

Erpetogomphus

Progomphus

LIBELLULIDAE

Perithemis

Dythemis

Miathyria

Erythrodiplax

CORDULIIDAE

Epicordulia

COENAGRIONIDAE

Argia

Acanthagrión

Sin determinar

CALOPTERYGIDAE

Hetaerina

MEGAPODAGRIONIDAE

Heteragrión

PLATYSTICTIDAE

Palaemnema

 

 

 

HEMIPTERA

 

 

 

GERRIDAE

Eurygerris

Trepobates

Limnogonus

Brachymetra

NAUCORIDAE

Ambrysus

Pelocoris

Heleocoris

GELASTOCORIDAE

Gelastocoris

Nerthra

ORDEN

FAMILIAS

GÉNEROS

 

 

 

HEMIPTERA

NOTONECTIDAE

Buenoa

Martarega

NEPIDAE

Ranatra

Curicta

VELIIDAE

Rhagovelia

Stridulivelia

BELOSTOMATIDAE

Belostoma

HYDROMETRIDAE

Hydrometra

 

 

 

EPHEMEROPTERA

 

LEPTOPHLEBIIIDAE

Farrodes

Thraulodes

Traverella

Terpides

Choroterpes

TRICORYTHIDAE

Tricorythodes

Leptohyphes

BAETIDAE

Moribaetis

TRICHOPTERA

HYDROPSYCHIDAE

Leptonema

POLYCENTROPODIDAE

Polycentropus

 

 

 

COLEOPTERA

DRYOPIDAE

Pelonomus

Sin determinar

HYDROPHILIDAE

Tropisternus

2 Sin determinar

DYTISCIDAE

Thermonectus

Cybister

Sin determinar

GYRINIDAE

Gyretes

STAPHYLINIDAE

Sin determinar

CHRYSOMELIDAE

Sin determinar

ORDEN

FAMILIAS

GÉNEROS

NEUROPTERA

CORYDALIDAE

Corydalus

Descripción de las Familias y Géneros Encontrados.

A. ORDEN ODONATA.

Son insectos primitivos que pasan por un estado larval acuático seguido por la etapa adulta en la cual viven poco tiempo. La etapa de larva completa es acuática con excepción de algunas especies que viven en material húmedo de plantas terrestres, madrigueras, en suelos mojados o en agua que se acumula en las plantas tropicales (Donnelly,1992). Las ninfas de los Odonata son muy diferentes en apariencia que los adultos (Westfall, 1984).

El Orden Odonata consiste de dos sub-órdenes: Anisóptera y Zigóptera.

SUB-ORDEN ANISOPTERA (Libélulas)

Las ninfas presentan cabeza usualmente más estrecha que el tórax y antena reducida (Roldán, 1988), cuerpo robusto, con cinco estructuras en forma de punta al final del abdomen. (Novelo-Gutiérrez, 1997). Esta terminación anal está compuesta de un epiprocto dorsal (usualmente llamado apéndice superior), 2 paraproctos ventrales (apéndices inferiores) que rodean la abertura anal de la cámara rectal y 2 cerci o cercos (apéndices laterales) (Westfall Jr., 1984).

FAMILIA GOMPHIDAE:

Las ninfas de la familia Gomphidae generalmente hacen tubos en el fondo del lodo y en los sedimentos del agua dulce y son raramente encontrados en aguas estancadas. Pueden ser encontrados en materia vegetal descompuesta u otros sedimentos de riachuelos (Donnelly, 1992) y son reconocidos por las siguientes características: prementón y lóbulos palpales del labio aplanado o casi aplanados, sin setas mentonianas y usualmente sin setas palpales; presentan cuatro artejos en las antenas, el último muy reducido; el tarso anterior y medio con dos segmentos. Lígula sin hendidura media (Roldán,1988).

Los géneros encontrados: Agriogomphus, Phillogomphoides, Erpetogomphus y Progomphus.

FAMILIA LIBELLULIDAE:

Presenta prementón y lóbulos palpales del labio formando una estructura en forma de cuchara, usualmente con setas mentonianas y siempre con setas palpales. Margen distal de cada lóbulo palpal lisos o con dientes más o menos del mismo tamaño, cada hendidura entre los dientes asociados con una o más setas; cercos o cerci generalmente no mayores que la mitad de los paraproctos; espinas laterales del segmento nueve menores que la longitud media dorsal del mismo, o si son mayores, entonces las protuberancias dorsales del abdomen son en forma de espina o con la punta roma o están ausentes (Novelo-Gutiérrez, 1997).

Dentro de ésta familia se encontró los siguientes géneros: Perithemis, Dythemis, Miathyria y Erythrodiplax.

FAMILIA CORDULIIDAE:

Se caracteriza por tener cercos, generalmente, más de la mitad de largos que los

paraproctos, espinas laterales del segmento nueve del abdomen más largos que su longitud media dorsal; protuberancias dorsales del abdomen bien desarrolladas, en forma de sierra circular en vista lateral o ausentes, tienen patas cortas (metafémures alcando el margen anterior del sexto segmento abdominal), abdomen no deprimido, más o menos cilíndrico, sin protuberancia dorsal en el segmento diez (Novelo- Gutiérrez,1997).

Género capturado perteneciente a ésta familia: Epicordulia.

SUB-ORDEN ZIGÓPTERA (Caballitos del diablo)

Las ninfas presentan cuerpo esbelto, con tres estructuras laminares, sacoides o triédricas bien desarrolladas al final del abdomen (Novelo-Gutiérrez, 1997). Estas estructuras son epiprocto y paraproctos especializados, en las cuales la forma y la traqueación son importantes caracteres taxonómicos; la cabeza es más ancha que el tórax o abdomen y antena relativamente larga (Westfall, 1984).

FAMILIA COENAGRIONIDAE

Se caracteriza por tener un primer segmento antenal no tan alargado, apéndices caudales (agallas) laminares o ligeramente triédricas; generalmente con 3-5 setas dorsales en el prementón, con 0-6 setas en el palpo. El prementón con una pequeña hendidura media o ninguna (Novelo-Gurtiérrez, 1997).

Géneros encontrado: Argia, Acanthagrión y 1 género sin determinar.

FAMILIA CALOPTERYGIDAE

Se caracteriza por tener escapo muy largo, igual o más largo que los restantes antenómeros combinados (Novelo-Gutiérrez,1997). El prementón con una profunda hendidura en el lóbulo medio, apéndices caudales triédricos (Roldán, 1988).

Género encontrado: Hetaerina.

FAMILIA MEGAPODAGRIONIDAE

Presenta un prementón no peciolado, setas mentonianas y palpales ausentes; lóbulo palpal terminado en tres dientes, el lóbulo medio con una hendidura cerrada (Roldán,1988). Los lados del prementón son rectos o ligeramente convexos en toda su longitud, ojos compuestos grandes; epiprocto y paraproctos notablemente inflados, con un filamento bien desarrollado, cubiertos con sedas largas, sedas espiniformes o ambas (Novelo-Gutiérrez,1997).

Género capturado: Heteragrión.

FAMILIA PLATYSTICTIDAE

Se caracteriza por tener los lados del prementón notablemente convexos en su mitad basal; ojos compuestos pequeños con respecto al área total de la cabeza; cuerpo uniformente pálido, excepto en ápice de la cabeza que es pardo-rojizo; epiprocto y paraproctos ligeramente inflados; de coloración gris-violeta, con la traqueación muy evidente; habita arroyos en ambiente tropicales y subtropicales (Novelo-Gutiérrez,1997).

Género capturado: Palaemnema.

B. ORDEN HEMÍPTERA (chinches de agua)

Los Hemípteros se caracterizan por tener las partes bucales modificadas y tener un "pico" chupador insertado cerca al extremo anterior de la cabeza (Roldán, 1988). En las ninfas y adultos, los ojos son usualmente prominentes y bien desarrollados; ocelo puede estar prsente o no en las formas aladas; en algunos las antenas de 3, 4 ó 5 segmentos y son muy conspicuas, en otros son muy cortas que no se observan dorsalmente; tórax trisegmentado; el abdomen presenta espiráculos y la genitalia (Polhemus, (1984)

Los Hemípteros viven en remansos de ríos y quebradas; pocos resisten las corrientes rápidas. Son frecuentes también en lagos, ciénegas y pantanos. Algunas especies resisten cierto grado de salinidad y las temperaturas de las aguas termales (Roldán, 1988).

FAMILIA GERRIDAE

Se caracteriza por poseer antenas tan largas o más largas que la cabeza; completamente visibles al observar el insecto dorsalmente; membranas de los hemiélitros sin celdas; uñas de por lo menos el primer tarso insertado en una pequeña hendidura antes de ápice; fémures posteriores muy largos, que se extienden más allá del ápice del abdomen; patas medias insertadas muy juntas a las posteriores; dorso de la cabeza sin canal medio longitudinal (Roldán,1988).

Géneros encontrados: Eurygerris, Trepobates, Limnogonus y Brachymetra.

FAMILIA NAUCORIDAE

Presenta antenas más cortas que la cabeza y ocultas bajo ésta, no son visibles al observar el individuos dorsalmente. Rostro cilíndrico, corto o largo, con tres o cuatro segmentos y no parece como la continuación de la cabeza. Tarsos delanteros con uno o más segmentos, ápice del abdomen sin apéndices respiratorios. Patas anteriores raptoriales (adaptadas para agarrar), fémur robusto, patas medias y posteriores con flecos de pelos nadadores, ocelos ausentes, cuerpo dorsoventralmente más o menos aplanado (Roldán,1988).

Géneros encontrados: Ambrysus, Pelocoris, Heleocoris.

FAMILIA GELASTOCORIDAE

Comparte las mismas características con la familia Naucoridae, pero se diferencia de ésta porque presenta patas medias y posteriores sin flecos de pelos nadadores, ocelos presentes (Roldán, 1988).

Géneros encontrados: Gelastocoris, Nerthra.

FAMILIA NOTONECTIDAE

Son insectos que tienen patas anteriores delgadas, fémur no robusto; las últimas patas son más largas que los otros pares y similares a remos, uñas de los dos últimos tarso inconspicuos que se confunden con pelos nadadores; cuerpo fuertemente convexo en la parte dorsal (Roldán, 1988).

Dentro de ésta familia se encontró los siguientes géneros: Buenoa y Martarega.

FAMILIA NEPIDAE

Presenta antenas más cortas que la cabeza y oculta bajo ésta. Tarsos delanteros con uno o más segmentos; el ápice del abdomen con un tubo respiratorio cilíndrico compuesto por dos largo filamentos no retráctiles (Roldán, 1988).

Géneros encontrados: Ranatra y Curicta.

FAMILIA VELIIDAE

Comparte las mismas características de la Familia Gerridae, pero se diferencia de ésta por tener fémures posteriores cortos que no se extienden más allá del ápice del abdomen. Patas medias más o menos equidistantes de los otros dos pares de patas (excepto en Rhagovelia), dorso de la cabeza generalmente con un pequeño canal longitudinal (Roldán, 1988).

Géneros encontrados: Rhagovelia y Stridulivelia.

FAMILA BELOSTOMATIDAE

Comparte las mismas características de la Familia Nepidae, pero su diferencia está en que el ápice del abdomen tiene dos apéndices respiratorios retráctiles cortos y aplanados (Roldán, 1988).

Género encontrado: Belostoma.

FAMILIA HYDROMETRIDAE

Cuerpo muy largo y delgado, casi lineal; la cabeza tan larga o más larga que la longitud del pronoto y del escudete combinados. Cabeza con tres pares de setas, dos pares en la parte enterior y un par en la posterior; los hemiélitros cuando se presentan son más cortos que el abdomen (Roldán, 1988).

Género encontrado: Hydrometra.

C. ORDEN EPHEMEROPTERA (moscas de mayo)

Reciben este nombre debido a su corta vida o "efímera" que llevan como adultos. Algunos pueden vivir en este estadio sólo 5 minutos, pero la mayoría viven entre 3 y 4 días; durante éste tiempo alcanzan la madurez sexual y se reproducen. Las ninfas viven, por lo general, en aguas corrientes limpias y bien oxigenadas; sólo algunas especies pueden resistir cierto grado de contaminación (Roldán 1988). Con excepción de una especie de Baetidae semiterrestre de Suramérica, todas las ninfas son estrictamente dulceacuícolas tanto lóticas como lénticas (Ward, 1992).

En su etapa acuática inmadura o ninfa juegan un papel muy impotante en el ecosistema dentro del agua dulce alimentándose partículas de rocas u otro material y de algas, y sirviendo de alimento a peces y otros animales acuáticos (Flowers, 1992).

FAMILIA LEPTOPHLEBIIDAE

Esta familia es la más dominante en Centroamérica con la mayor diversidad ecológica y morfológica (Flowers, 1992). Se caracteriza porque sus ninfas o náyades presentan cabeza con ocelos laterales localizados anterior a (debajo de) o en las ramificaciones laterales de la sutura epicraneal en cabezas de diversas orientaciones; ápices femorales con lóbulo no orientado ventralmente y sin cubrir o solapar el lóbulo ventral; branquias en el segmento abdominal 2 sin cubrir otras branquias o totalmente ausentes; cabeza sin colmillos mandibulares; branquias abdominales 2 presentes, branquias 1-7 variables, consistiendo de lamelas dobles o bifurcadas bien desarrolladas, en ocasiones con proyecciones o filamentos laterales o terminales, y sin adosarse sobre las placas laterales del abdomen; cápsula cefálica si es algo ancha y aplanada y con las antenas insertadas mediodorsalmente, entonces las mandíbulas y el labro expuestos desde arriba; orientación de cuerpo y patas variable; cerco medio desarrollado, cercos sin sedas o con varias sedas laterales y medialmente, pero nunca con hileras en el margen anterior de largas natatorias (Novelo-Gutierrez, 1997).

Géneros encontrados: Farrodes, Thraulodes, Traverella, Terpides y Choroterpes.

FAMILIA TRICORYTHIDAE ( LEPTOHYPHIDAE)

Comparte características con la Familia Lepophlebiidae, pero difiere de ésta en que las branquias operculadas en el segmento abdominal 2 (cubriendo otras branquias) que son algo triangulares u ovaladas y sin juntarse a lo largo de los márgenes mediales (Novelo-Gutiérrez, 1997), branquias lameladas en los segmentos abdominales 3-6 simples o bilobuladas sin márgenes orlados (Roldán,1988).

Géneros encontrados: Tricorythodes y Leptohyphes.

FAMILIA BAETIDAE

Se caracteriza porque sus náyades o ninfas presentan cabeza con ocelos laterales localizados posterior a (sobre) a las ramificaciones basales laterales de la sutura epicraneal en una cabeza verticalmente orientada, (los ojos de los machos pueden ser lo suficientemente grandes para obscurecer las suturas y los ocelos laterales); ápices femorales con lóbulo dorsal curvado o dirigido ventralmente y con tendencia a cubrir o solapar la punta de lóbulo ventral (Novelo-Gutiérrez, 1997); branquias abdominales ovaladas acorazonadas; lamelas simples, dobles o triples, nunca terminando en filamentos; márgenes interiores de las branquias usualmente enteras, raramente divididos (Roldán, 1988).

Género encontrado: Moribaetis.

D. ORDEN TRICHOPTERA

Estos insectos se caracterizan por hacer casas o refugios que construyen en estado larval, los cuales sirven a menudo para su identificación (Roldán, 1988). Por su considerable diversificación del hábitat, los Tricópteros juegan un importante papel ecológico en la mayoría de las aguas dulces. Sus larvas son, generalmente, intolerante a la polución y esto sirve como indicador de la calidad del agua (Ward, 1992). La mayoría de los Tricópteros viven en aguas corrientes, limpias y oxigenadas, debajo de pierdras, troncos y material vegetal; algunas especies viven en aguas quietas y remansos de ríos y quebradas (Roldán,1988).

FAMILIA HYDROPSYCHIDAE

Se caracteriza en que sus segmentos torácicos (pronoto, meso y metanoto) están cubiertos totalmente por placas esclerotizadas; el abdomen con hileras de agallas branquiales ventrolaterales con prominente cepillo de pelos largos en la base de la uña anal; las larvas y pupas construyen refugios de piedras, arena así como de material vegetal (Roldán, 1988).

Género capturado: Leptonema.

FAMILIA POLYCENTROPODIDAE

Presenta el mesonoto y metanoto algunas veces membranosos o parcialmente esclerotizados; la pata anal extendida libremente del abdomen; son de vida libre, las larvas construyen especie de túneles en el sustrato. El noveno segmento abdominal totalmente membranoso; la uña, la tibia y el tarso de la primera pata están bien diferenciada; labrum esclerotizado, semicircular o redondeado; trocánter de la pata protorácica con ápice muy agudo, fusionado completamente con el episternón sin ninguna sutura de separación; labio poco notorio (Roldán, 1988).

Género encontrado: Polycentropus.

E. ORDEN COLEOPTERA

El nombre de coleóptera se refiere a que estos insectos presentan un primer par de alas coreácea o élitros los cuales cubren un segundo par que es membranoso en los adultos (Ward, 1992).

Los Coleópteros acuáticos adultos se caracterizan por poseer un cuerpo compacto, antenas visibles y, por general, varían en forma y número de segmentos. La mayoría viven en aguas continentales lóticas y lénticas, representadas en ríos, quebradas, riachuelos, charcas lagunas, aguas temporales, embalses y represas (Roldán, 1988).

FAMILIA DRYOPIDAE

Se caracteriza por presentar élitros truncados, exponiendo los dos últimos terjitos abdominales. Tarso anterior con cinco segmentos, metacoxa contínua, patas alargadas, con uñas largas, sin pelos nadadores en las patas traseras; el Prosternón no expandido anteriormente bajo la cabeza, antena pectinada, mucho más larga que la cabeza (Roldán, 1988).

Géneros encontrados: Pelonomus y uno sin determinar.

FAMILIA HYDROPHILIDAE

Presenta antena en forma de porra con tres segmentos; patas traseras con cerdas para el nado; última coxa con una porción media extendida posteriormente dividiendo al primer esternito abdominal en escleritos laterales, élitros cubriendo enteramente el abdomen; tarso anterior con cinco segmentos, metacoxa contínua (Roldán, 1988).

Géneros encontrados: Tropisternus y 2 sin determinar.

FAMILIA DYTISCIDAE

Se caracteriza por presentar tarso anterior y medio con cinco segmentos, el cuarto segmento similar en tamaño al segmento tres; tarso con dos uñas simples, último tarso y tibia aplanado, patas delagadas y largas con cerdas para el nado; última coxa no prolongada posteriormente dividiendo al primer esternito abdominal; sutura notopleural generalmente ausente; ojos simples colocados lateralmente, antenas largas y filiformes (Roldán, 1988).

Géneros encontrados: Thermonectus, Cybister y uno sin determinar.

FAMILA GYRINIDAE

Estos insectos se caracterizan por tener la última coxa no prolongada posteriormente dividiendo el primer esternito abdominal, sutura notopleuural generalmente ausente; un par de ojos compuestos colocados dorsal y ventralmente; antenas cortas en forma de mazo (Roldán, 1988).

Género encontrado: Gyretes.

FAMILIA STAPHYLINIDAE

Presenta tarso anterior con cuatro segmentos, metacoxa separada no contínua; antena lateral entre los ojos; élitros truncados que no cubren todo el abdomen, cuerpo generalmente alargados (Roldán, 1988).

Género encontrado sin determinar.

FAMILIA CHRYSOMELIDAE

Presenta antena delgada con menos de 11 segmentos los cuales terminan en forma globular o en círculo alargado y es más larga que la cabeza y el tórax; mandíbulas pequeñas, élitros truncados exponiendo los dos últimos terjitos abdominales (Roldán, 1988). Género sin determinar.

F. ORDEN NEUROPTERA

Son tal vez los insectos más grandes y llamativos que se encuentran en el agua Su coloración, por lo general, es oscura y se caracterizan por poseer un par de mandíbulas fuertes y grandes (Roldán, 1988).

Comúnmente denominados "muerdededos" por su comportamiento agresivo. Las larvas son predadoras voraces de las charcas y quebradas, y se alimentan hasta de invertebrados, pequeños peces y anfibios del fondo de esta agua (Henry et al., 1992).

FAMILIA CORYDALIDAE

Se caracteriza por poseer ocho pares de apéndices abdominales laterales no segmentados o imperfectamente segmentados y un par propatas anales. Viven en aguas corrientes limpias, debajo de las piedras (Roldán, 1988).

Género encontrado: Corydalus.

DISCUSION

El Orden Hemiptera, según nuestros resultados, fue el más predominante en cuanto al número de género, se registraron 17 géneros agrupados en 8 familias. Estos resultados coinciden con los obtenidos por Wittgreen y Villanero (1999), en el Río La Villa, en el cual el órden Hemiptera fue uno de los más abundantes con 14 géneros distribuidos en 8 familias, las cuales todas coinciden con las nuestras (Belostomatidae, Gerridae, Veliidae, Notonectidae, Hydrometridae, Gelastocoridae, Nepidae y Naucoridae); igualmente Bonilla (1999) reportó, para el área de Los Corrales de San Francisco, que el órden Hemiptera presentó 11 géneros agrupados en 8 familias (de ellas 7 familias son reportadas por nosostros, no reportó la familia Hydrometridae); Barrera y Delgado (1999), para la Quebrada El Salto, distrito de Las Palmas, reportan al órden Hemiptera como uno de los más abundantes con 15 géneros distribuidos en 8 familias (de ellas 7 son reportadas en nuestro trabajo, no registraron la Familia, Hydrometridae). En el Ciruelito, distrito de Atalaya (Quirós y Villar, 1999), registraron la mayor cantidad de géneros y familias con 26 y 11 respectivamente (de las cuales 8 coinciden con las nuestras); esto nos indica que el órden Hemiptera es el más abundante en cuanto al número de géneros.

Generalmente, los insectos pertenecientes a las Familias Veliidae, Gerridae se encontraban patinando o deslizandose sobre el agua; los insectos pertenecientes a la familia Notonectidae se encontraba en las márgenes de las orillas debajo de la vegetación sumergida, otros géneros fueron encontrados entre las hojarascas de los márgenes de la orilla como los de la familia Naucoridae y Belostomatidae, sobre sustrato rocoso se podía encontrar al género Gelastocoris y entre las hojarasca al género Nerthra; los cuales pertenecen a la familia Gelastocoridae, los géneros pertencientes a la familia Nepidae se encontraban sobre sustrato arenoso-fangoso y la familia Hydrometridae se encontraba sobre la película de agua en las márgenes de los ríos.

Dentro del Orden Odonata se registró la presencia de 15 géneros incluídos en 7 familias. Se pueden encontrar adheridos a piedras, entre la hojarasca, en corrientes rápidas o en fondo arenoso-fangoso.

En la pequeña área alrededor del Canal de Panamá posee una de las faunas de Odonata más ricas de Mesoamérica. El Sub-orden Zygoptera está constituída por 27 especies pertenecientes a 9 familias y en la cual la familia Coenagrionidae tiene el mayor número de géneros; el Sub-orden Anisoptera está compuesta por 45 géneros distribuidas en 4 familias, en la cual la familia Libellulidae contiene 27 géneros (Donnelly, 1992).

Wittgreen y Villanero (1998), para el Orden Odonata, reporten 15 géneros distribuidos en

4 familias, de las cuales 7 géneros son reportadas en nuestro resultado (dichos géneros

pertenecen a las Familias Gomphidae, Libellulidae, Coenagrionidae y Calopterygidae).

En 1999 (Quirós y Villar) reportaron 9 géneros incluidos en 5 familias, de los 6 géneros se presentan en nuestro trabajo(éstos géneros están incluidos en las familias Gomphidae, Libellulidae, Coenagrionidae y Calopterygidae). Bonilla (1999) encuentra 13 géneros distribuídas en 4 familias, de los cuales 7 géneros coinciden con los nuestros pertenecen a las Familias Gomphidae, Libellulidae, Coenagrionidae y Megapodagrionidae), y Barrera y Delgado (1999) registran géneros agrupados en familias de los cuales coinciden con los nuestros.

Los insectos de la familia Gomphidae se encontraban enterrados en el sustrato arenoso-fangoso, los de la familia Libelluilidae y Corduliidae se encontraban entre hojarascas acumuladas hacia las márgenes del río; los de la familia Coenagrionidae y Megapodagrionidae, generalmente, se localizaban debajo de las piedras en corrientes de aguas limipias; la familia Calopterygidae se encontraba en las márgenes de los ríos entre la vegetación sumergida y entre las raíces de los árboles y la familia Platystictidae se encontraba sobre sustrato arenoso.

Dentro del orden Coleoptera se capturaron 11 géneros (6 de ellos sin determinar) dirtribuídos en 6 familias. Los géneros sin determinar pertenecen a las siguientes familias: Chrysomelidae (1), Staphylinidae (1), Dytiscidae (2), Hydrophilidae (1) y Dryopidae (1).

El género más común fue Tropisternus y otros de la familia Dytiscidae, encontrados en la vegetación de las márgenes de las orillas y entre la gran cantidad de hojarasca acumulada en la orilla del río. La mayoría de los coleópteros viven tanto en aguas lenticas como lóticas (Roldán, 1988).

Araúz (1995) reportó 10 familias, entre ellas Chrysomelidae tampoco se identificó a nivel de género. Arosemena (1995) en sus estudios registró que se distribuyen en 5 familias; Wittgreen y Villanero (1998) reportan solamente 2 familias, de los cuales el género Cybister es el que coincide en nuestro resultado. Bonilla (1999) encontró 5 géneros agrupados en 4 familias, de ellas sólo la familia Chrysomelidae es igualmente reportada en nuestro trabajo. Quirós y Villar (1999) reportan 10 familias y 15 géneros, de éstas 5 familias son semejantes a los nuestros (Dytiscidae, Gyrinidae, Hydrophilidae, Chrysomelidae y Dryopidae).

En el Orden Ephemeroptera se capturaron 8 géneros incluidos en 3 familias. Quirós y Villar (1999) reportan 7 géneros de los cuales solamente 4 coinciden con éste estudio. Bonilla (1999) registra 11 géneros agrupados en 5 familias. Flower (1992) presenta una lista revisada de las especies de Panamá y Costa Rica en la que se encuentran 8 familias y 22 géneros. La familia Leptophlebiidae tiene el mayor número de géneros similares a nuestros resultados. Las ninfas de Ephemeroptera siempre se encontraban adheridos a rocas, entre la hojarasca, en la vegetación sumergida o en corrientes rápidas.

Con respecto al Orden Trichoptera se reportan 2 familias (Hydropsychidae y Policentropodidae) y 2 géneros (Leptonema y Polycentropus, respectivamente), y de éstos el más comúnmente encontrado es Leptonema. Bonilla (1999) reporta 3 géneros y 2 familias, siendo la familia Hydropsychidae es que coincide con nuestro resultado. Quirós y Villar (1999) reportan 1 género sin determinar que pertenece a la familia Hydropsychidae. Fue común encontarlos entre la hojarasca sobre fondo arenoso y fangoso.

En el órden Neuroptera se registra un solo género, Corydalus; de la familia Corydalidae que pertenece al Sub-orden Megaloptera. Generalmente, se encontraba debajo de las piedras (fondo rocoso) y en aguas corrientes. Trabajos realizados por Wittgreen y Villanero (1998), Bonilla (1999), Quirós y Villar (1999) reportan el mismo género, encontrándose en el mismo tipo de hábitat registrado en nuestro estudio.

De acuerdo con nuestro resultado, la mayor cantidad géneros de insectos encontrados por estación, se registran en la estación 2 y 3. En esta estación se encontraron 39 géneros agrupados en 24 familias; mientras que en la estación 1 registró 33 géneros los cuales están distribuidos en 20 familias y en la estación 4 se registraron 31 géneros incluidos en 18 familias. Esta similitud en cantidad de géneros y familias en las estaciones 2 y 3 se debe a que en ambas estaciones, las márgenes de los ríos estaban rodeadas de abundante vegetación sumergidas en aguas limpias, fondo arenoso y la cantidad de hojarasca no es tan abundante, como en las estaciones 1 y 4.

El Orden Odonata, la estación que presentó menor cantidad de géneros fue la estación 4, solamente con 8 géneros de un total de 15 géneros, mientras que en las estaciones 1,2 y 3 no hay mucha diferencia entre ellas. Tal vez se deba al hecho de la gran cantidad hojarasca, ramas y troncos en descomposición, sustrato arenos-fangoso, película de grasa sobre la superficie del agua (disminución de la cantidad de oxígeno disuelto).

El Orden Hemiptera puede encontrarse en cualquier tipo de sustrato (arenoso, fangoso, rocoso, entre hojarasca), sobre el agua patinando; por lo que no hay diferencia significativa en cuanto al número de género en las estaciones.

El Orden Ephemeroptera, en la estación 1 se registró la menor cantidad de géneros. En las estaciones 1 y 4 no había rocas, vegetación marginal, ni corrientes limpias, pero sí mucha hojarasca; aunque la estación 4 presentó resultados similares a las estaciones 2 y 3, ya que algunos géneros aparecieron después de las primeras lluvias por lo que la corriente de los ríos había realizado arrastres y se mantiene la velocidad de dicha corriente.

El órden Coleoptera registra la mayor cantidad de géneros en la estación 3, tal vez se deba al hecho que es la estación con mayor vegetación acuática.

Los órdenes Trichoptera y Neuroptera no se registran en todas las estaciones, ya que no todas presentaban las mismas condiciones en las cuales pudieran habitar.

 

CONCLUSION

  • Para la comunidad de insectos dulceacuícolas del Río Santa Clara, Provincia de Veraguas se reportan 54 géneros distribuidos en 27 familias pertenecientes a 6 órdenes.
  • El mayor número de géneros fue recolectado dentro del orden Hemiptera con un total de 17 géneros.
  • El orden Odonata reportó 15 géneros; para el sub-orden Anisoptera se capturaron 9 géneros y para el sub-orden Zygoptera 6 géneros.
  • Con respecto a la distribución por estaciones, las estaciones 2 y 3 fueron las más abundantes con 39 géneros agrupados en 24 familias, seguidas de la estación 1 que registró 33 géneros distribuidos en 20 familias y por último la estación 4 con 31 géneros perteneciente a1 8 familias.

BIBLIOGRAFIA

Anderson, N.H. y Wallace J.B., 1978. Habitat, Life History and Behavioral adaptation of Aquatic Insects. In An Introdution to the aquatic insects. Merrit and Cummins (eds) págs 722.

Anderson, N. H. Y K.W. Cummins, 1979. The influence of diet on the life histories of aquatic insect. J. Fish. Res. Bd. Can. 36:335-342.

Araúz, B.E., 1995. Abundancia y distribución de Macroinvertebrados acuáticos en el Río Chico, Provincia de Chiriquí, República de Panamá. Facultad de Ciencias Naturales y Exactas. Universidad de Panamá. 113 págs.

Arosemena, Z., 1995. Reconocimiento Bioecológico del Río Chico y su Cuenca Hidrográfica, Provincia de Coclé, República de Panamá. Tesis de Licenciatura. Universidad de Panamá. Pag. 273.

Barrera C., M.L. y Delgado G., Y.A., 1999. Insectos Acuáticos de La Quebrada El Salto, en Las Palmas de Veraguas, Panamá. Facultad de Ciencias Naturales, Exactas y Tecnología. Universidad de Panamá. 127 págs.

Bonilla, E., 1999. Estudio Taxonómico de la Comunidad de Insectos Acuáticos en Los Corrales, Distrito Cabecera de San Francisco, Provincia de Veraguas, Panamá. Facultad de Ciencias Naturales, Exactas y Tecnología. Universidad de Panamá. 63 págs.

Donnelly, T.W., 1992. The Odonata of Central Panama and their position in the neotropical odonate fauna, with a checklist, and descriptions of new species. In Insects of Panama and Mesoamerica selects studies. D. Quintero and A. Aiello (eds). University Press. págs 52-90.

Edmunds Jr.,G.F., 1984. Ephemeroptera. In An Introduction to the aquatic insects. Merrit and Cummins (eds). 94-125 pags.

Eriksen, C.H., Resh V.H., Balling S.S. y Lamberty G.A., 1978. Aquatic Insect Respiration. (pages 27-37) Merrit and Cummins (eds.). An Introduction to the aquatic insect of North America. Págs 722.

Evans, E.D. and Neunzig, H.H., 1984. Megaloptera and aquatic Neuroptera In An Introduction to the aquatic insects. Merrit and Cummins (eds). Pags. 261- 170.

Flowers, W.R., 1992. Review of the genera of Mayflies of Panama, with a checklist of Panamanian and Costa Rican species. In Insects of Panama and Mesoamerica selects studies. D. Quintero and A. Aiello (eds) University Press. Págs 37-51.

Gaviño, G. Juárez, J.C., Figueroa, H.H., 1990. Técnicas Biológicas Selectas de Laboratorio y de Campo. Editorial Limusa. México. 252 págs.

Hawkins et al, 1978. Biodiveristy of Stream Insects: Variation at Local, Basin, and Regional scales. Annu. Rev. Entomol. 43:271-293.

Henry, C.S.; Penny, N.D.; Adams P.A.,1992. The neuropteroid orders of Central America (Neuroptera and Megaloptera). In Insects of Panama and Mesoamerica Selects estudies. D. Quintero and A. Aiello (eds) University press. 432-457.

McCafferty, W.P. y Provonsha, A.V., 1981. Aquatic Entomology. The Fishermen's and Ecologist'Illustrated Guide to Insects and Their Relatives. Science Books International. Boston, Massachusetts. 448 pags.

Novelo-Gutiérrez R., 1997. Clave para la separación de familias y géneros de las náyades de Odonata de México Parte I. Zigóptera. Dugesiana 4(1): 1-10

Novelo-Gutiérrez R., 1997. Clave para la determinación de familias y géneros de las náyades de Odonata de México Parte II. Anisoptera. Dugesiana 4(2): 31-40.

Nedham, J.G. y Nedham, P.R., 1978. Guía para el estudio de los seres vivos de las aguas dulces. Editorial Reverté, S.A.., Barcelona. 131 págs.

Paulson D.R., 1982. Odonata. In aquatic biota of México, Central America and the West Indies. S.H. Hurlbert and Villalobos Figueroa (eds). San Diego University, San Diego California. Págs 249-277.

Quirós T., L.M. y Villar E.L., 1999. Estudio taxonómico de Insectos Acuáticos del Ciruelito del Distrito de Atalaya, provincia de Veraguas, República de Panamá. Facultad de Ciencias Naturales, Exactas y Tecnología. Universidad de Panamá. 77 págs.

Pennak, R.W., 1978. Fresh Water Invertebrates of the United States. John Wiley and sons. New York. 803 págs.

Polhemus, J.T., 1984. Aquatic and Semiaquatic Hemiptera. In An Introduction to the aquatic insects. Merrit and Cummins (eds). Pags. 231- 260.

Roldán, G., 1988. Guía para el Estudio de Macroinvertebrados Acuáticos. Departamento de Antioquia. Fondo para la Protección del Medio Ambiente. Bogotá, Colombia. 217 págs.

Villé C., Salomón E.P., Berg L.R., Martín D.W., 1996. Biología. Tercera Edición. Nueva Editorial Interamericana. McGraw-Hill. México. 1193 págs.

Warren, H. C., 1971. Biology and Water polution control. W.B. Saunders Co., Philadelphia. Pag 89.

Westfall Jr.,M.J., 1984. Odonata. In An Intoroduction to the aquatic insects. Merrit and Cummins (eds). Pags. 126-176.

White, D.S.; Brigham, W.N. and Doyen, J.T.,1984. Aquatic Coleoptera. In An Introduction to the aquatic insects. Merrit and Cummins (eds). Pags.361-437.

Wiggins, G.B., 1984. Trichoptera. In An Introduction to the aquatic insects. Merrit and Cummins (eds). Pags.270-311.

Wittgreen, Z. y Villanero,S., 1998. Inventario de Macroinvertebados en el Río La Villa, Península de Azuero. Panamá. Facultad de Ciencias Naturales, Exactas y Tecnología. Universidad de Panamá. 122 págs.

Wolda, H., 1979. Fluctuaciones estacionales de insectos en el Trópico. Sphingidae. Instituto Smithsonian para Investigaciones Tropicales. Pag 11-15.

 

 

 

VITERBO ELIÉCER RODRÍGUEZ

viterbor[arroba]yahoo.com